domingo, 25 de noviembre de 2018

XII Trail Ibérico Sierra de Tentudía 42,5 Kms. CULTURA Y DEPORTE


El Monasterio de Tentudía

Monasterio de Tentudía
La leyenda sobre el Monasterio de Tentudía tiene su origen en el siglo XIII, durante la Reconquista, cuando el monarca Fernando III El Santo encargó al maestre Pelay Pérez Correa, de la Orden de Santiago, tomar a los sarracenos las sierras de la comarca de Tentudía.
A lo largo de la batalla decisiva, las tropas cristianas veían cómo se acercaba la noche y no conseguían su objetivo. El maestre, desesperado, imploró a la Virgen gritando: ¡Santa María, detén tu día! Y la tradición dice que el sol se detuvo en el horizonte el tiempo suficiente para lograr la victoria.
Y el sol se detuvo
El maestre Pérez Correa mandó construir una pequeña ermita para honrar este milagro, bajo la advocación de Santa María de Tudía (Tentudía).
El edificio original se fue ampliando en etapas sucesivas por los maestres de la Orden de Santiago.
Con la construcción del Conventual en la localidad cercana de Calera de León, en el siglo XV, la zona se convirtió en uno de los centros más importantes de la Orden de Santiago.
Y a principios del siglo XVI, el Eremitorio de Santa María de Tudía fue declarado Monasterio por el Papa León X, lo que supuso la adjudicación de grandes privilegios y el monasterio fue adquiriendo más importancia.
La Orden encargó en 1518 un retablo al prestigioso maestro azulejero Niculoso Pisano, de origen italiano pero afincado en Sevilla. Este retablo es probablemente uno de los elementos más importantes del monasterio en la actualidad. En el retablo se puede apreciar una placa con la inscripción: NICVLOSVUS PISANVS ME FECIT A.D.1518
La imagen de la Virgen de Tentudía, de las llamadas de candelero, data del siglo XVIII.

Virgen sosteniendo a niño jesús (con pechos).
Obra del maestro azulejero Niculoso Pisano 

La Vicaría de Tudía comprendía nueve pueblos de la zona y a mediados del siglo XVI se creó un Colegio de Letras (humanidades) que estuvo en funcionamiento hasta principios del siglo XIX, época en la que el Monasterio fue perdiendo influencia y el edificio fue cayendo poco a poco en estado de abandono, cercano a la ruina en algunas ocasiones.
La parte exterior del edificio, de aspecto robusto, ha sufrido modificaciones y restauraciones diversas a lo largo del tiempo.
En el interior destaca el claustro de estilo mudéjar, datado a principios del siglo XVI.
Magnífica explicación del Señor Elías.
El claustro da acceso a la iglesia del Monasterio y a diversas dependencias. El centro del patio alberga un aljibe.
Al Monasterio de Tentudía se accede desde Calera de León, a través de una carretera local que asciende hasta el Pico de Tentudía, a unos 1100 metros de altura. Las vistas desde lo alto del Pico de Tentudía son espectaculares. Se puede apreciar gran parte de la comarca, con los paisajes de dehesas y las sierras típicas del sur de Badajoz.



Conventual de los caballeros de la orden de Santiago (Calera de León).
El Conventual de los Caballeros de la Orden de Santiago, o la Casa de la Calera, alza su inmensa mole en la plaza principal de la villa, simbolizano el importante papel que Calera de León desempeñó en la historia de la Orden de Santiago. Lo constituye el claustro con sus dependencias y la Iglesia, hoy parroquial.
Al igual que Tentudía el monumento está catalogado como bien cultural de interés nacional y las restauraciones que hasta el año 1981 realizó la dirección General de Bellas Artes consiguieron devolverle su antigua prestancia, recuperándose para ello numerosas piedras de sillería que se hallaban esparcidas por diversas viviendas de la población.
La Iglesia, actual parroquia de la villa, está dedicada al apóstol Santiago, y como parte integrante que es del Conventual su construcción discurre por los mismos derroteros, o sea, que se edificó sobre el lugar que ocupaba la que le daba servicio al palacio de los Vicarios de tudía.
Desde los ventanales y miradores de este maginífico conjunto se puede admirar un hermoso paisaje circundado de montaña, triunfando en la más alta el Monasterio de Tentudía. Al lado opuesto se contempla el paisaje urbano de Calera de León, con su blanco caserío y calles empedradas a la antigua usanza.


Exposición Fernando Baños  (obra 1964-2018)







XII TRAIL IBÉRICO SIERRA DE TENTUDÍA 42,5 Kms 1300m+ (Cabeza la Vaca).

Monasterio de Tentudía de fondo
Y el domingo tenía lugar  el XII trail iberico Sierra de Tentudía,  que tenía que haberse celebrado el pasado dïa 18, pero que debido a las inclemencias meteorológicas tuvo que ser aplazado al día de hoy. 
Yo participaba e la modalidad larga: 42,5 kms y 1300m+, que atravesaba por los parajes más bonitos de esta sierra, coronando Bonales y Tentudía (punto más alto de la provincia de Badajoz).




El recorrido transcurre en su mayoría por bellos senderos y pistas forestales bastante corribles, con un continuo sube y baja que no daban tregua y que al final hicieron que los gemelos se me contracturaran, imposibilitando correr a partir del Km 35. Ello me hizo perder algunas posiciones, sin embargo pude mantenerme bien y entrar en 5h11 minutos, en un meritorio 4º puesto en mi categoría.




martes, 8 de agosto de 2017

XXXIII SUBIDA INTERNACIONAL AL PICO VELETA


TAN CERCA ........Y  A LA VEZ TAN LEJOS.

Una vez escuché que "hay que soñar en grande para que pasen cosas grandes", y este reto lo soñé ya hace bastante tiempo, pero dadas las fechas en que se desarrolla la prueba, me era muy difícil la participación. Sin embargo, este año parece que los astros se alinearon y se daban las condiciones adecuadas.
Esa semana previa, pasábamos unos días de vacaciones en Roquetas de Mar con toda mi familia, incluidos mis padres, hermanos y sobrinos.
Mesón "La esquinita de Gracia"

En el Hotel Best Sabinal

Playa de Roquetas de Mas

Regresábamos a Dos Hermanas el viernes 4 de agosto, por lo que decidí hacer una "parada técnica" en Granada. El hotel que elegimos fue el que dispuso la organización, Hotel Macia Real Alhambra. Llegamos al mediodía y la temperatura asustaba bastante, 40ºC. Casi imposible estar en la calle, así que almuerzo, siestecita y a disfrutar de la piscina del  hotel y de sus magníficas instalaciones:

Fritura de pescado

Piscina del Hotel Macía Real alhambra
SÁBADO 5 DE AGOSTO
Nos levantamos pronto y aprovechamos para hacer una pequeña excursión por el antiguo trazado del tranvía de sierra nevada, saliendo desde el Restaurante La Fabriquilla y siguiendo el curso del río Genil. Aprovechamos para darnos unos cuantos remojones en las numerosas pozas y remansos del río, todo un placer para los sentidos.




Rstaurante La Fabriquilla


Tunel del antiguo Tranvía a sierra Nevada

Minimal sandals

Rio Genil

Por la tarde tocaba la recogida del dorsal, que tenía lugar en uno de los salones del Hotel.

Tan cerca, pero a la vez tan lejos......Road to Veleta

Compre su libro y me le firmó con una dedicatoria
 Ya tan sólo quedaba preparar todas las cosas para la carrera y descansar:
  • Mochila minimalista Salomon SLab Sense 5L
  • Soft de 600ml.
  • 3 geles Jelli Multicarbo Hi-Energy de naranja.
  • 1 tubo de magnesio
  • 4 pastillas de sales.
  • Gorra.
  • Buff turdetano
  • Gafas deportivas de sol graduadas.
  • Zapas de asfalto Mizuno waveinspire 12 y calcetines Run Longfield.
  • Equipación Tugawear de Villanueva corre y el cortavientos/impermeable turdetano.

DOMINGO 6 DE AGOSTO
Tocaba diana a las 5:00 am, apenas he pegado ojo en toda la noche, pero al menos he descansado. A esa hora el hotel  bulle de actividad, se juntan los corredores que vamos al desayuno con los invitados a la boda que se había celebrado la noche anterior. Resulta muy llamativo y curioso el contraste entre los atuendos deportivos que lucen los corredores con los trajes de los invitados.
A las 6:00 la organización había dispuesto un autobús para el traslado a la zona de salida, en el paseo de la Bomba. Allí pude saludar a Javier Hernández, un veterano ultrafondista con numerosos logros deportivos a sus espaldas, el cual nos daba los últimos consejos para afrontar la prueba con garantías de acabarla. En la salida pude saludar a Juan Vicente, otro máquina con unas cuantas subidas al veleta a sus espaldas, y a Don Emilio Foulquie, culpable en gran medida de que estuviese en esa linea de salida.
Control de dorsales un poco lento y pistoletazo de salida, con la música del último mohicano de fondo, quedaban por delante 50 kms y casi 2800m+.
De inicio, damos una vuelta completa al paseo de la bomba y enfilamos la carretera de la sierra 
Paso frente al Hotel Macia Alhambra

Los 11 primeros kilómetros transcurren prácticamente llanos, y los hice junto a Emilio muy tranquilos en aproximadamente 1 hora, todo según el plan previsto. A partir de ese punto en Cenes de la Vega tomamos la A4026 y el perfil cambia radicalmente, inclinándose irremediablemente. Ya correr resulta fatigoso y cansino, sin embargo sigo con el trote avanzando lentamente, Emilio se queda atrás y ya no le vería hasta finalizar la carrera. Mi intención era correr todo lo que pudiera al menos hasta la gasolinera de la A395, y así fui cumpliendo el plan previsto hasta plantarme en el Dornajo en 3 horas 5 minutos, hasta ahora todo marchaba sobre ruedas y las sensaciones eran buenas.
Pero no quería volverme loco, pues aún quedaba la parte más dura, pues pasado el Dornajo tomamos el desvío por la carretera A4025, que aunque cortada al trafico de coches, seguía casi igual de transitada de ciclistas que la principal. Al menos ya no debían preocuparme los coches, pues un aspecto muy importante es que la carretera A395 no está cortada al tráfico rodado y debemos marchar en todo momento por el margen derecho, siempre pendientes de los coches que adelantan y de los numerosos ciclistas. Como iba diciendo antes, a la salida del Dornajo, las subidas se vuelven brutales, y es imposible prácticamente correr, por lo que opto por un paso ligero de casi 9 min/km que me permite incluso adelantar a numerosos corredores que van trotando.
Sin embargo a medida que vamos ganando altura, ya por encima de los 2000 metros, empiezo a marearme un poco y comienzan a aparecer las temidas ampollas. Pero lo que más me preocupa, es que no he orinado en todas esas cuatro horas, a pesar de todo lo que he bebido, y tengo las manos y pies muy hinchados. Ya a la altura de la Hoya de la Mora, mi ritmo empieza a decaer, me es imposible ya casi andar decentemente, pues cada paso es una tortura para mis pies, y la cabeza me estalla, tengo que parar varias veces y me adelantan muchos participantes, entre ellos, Angelito y Alicia, que va también con problemas, pero me resulta imposible seguirlos.
Ya bajar de las 7 horas va a resultar imposible, que era lo que había estimado. Sin embargo, sobre el km 42, me llamó Ángela y me dice que está un poco más adelante, esperándome junto a mi hijo David en el Km 47.
Subidón gordo y paso firme hacia arriba, siempre la imagen del Veleta frente a mí, al fondo, tan cerca......y a la vez tan lejos, lo tenía en la mano, me decía repetidamente. Sabía que ya salvo catástrofe mayúscula acabaría en tiempo, tocaba ya sólo disfrutar de esos momentos de gloria.
Camino al Veleta con mi hijo David


Último avituallamiento atendido por soldados

De fondo el Mulhacén

Jamás olvidaré esa imagen, al fondo Ángela y David, km 47, me abracé a ellos como un niño pequeño, con los ojos llorosos y emocionado.......momento muy, muy emocionante que siempre guardaré en mi memoria. Muchas gracias cariño por regalarme esos momentos, jamás lo olvidaré.
Pero quedaba subir un poco más, casi 3 kms, ya con su compañía era todo más fácil, incluso aprovechamos para hacernos unas fotos con el Mulhacén de fondo.
Y entrada triunfal brazos en alto con una sonrisa de oreja a oreja

Villanueva Corre estuvo en el Veleta
Quiero felicitar a la organización de la carrera y a todos sus voluntarios, un 10 sobre 10. Debéis sentiros muy, muy orgullosos de vuestra prueba.
Muchas gracias por todo, sin vuestra ayuda este sueño grande nunca se hubiera hecho realidad......
 MUCHAS GRACIAS!!! 
LARGA VIDA A LA SUBIDA AL PICO VELETA!!

Con Emilio Foulquie: su 20ª Subida al Veleta

Va por vosotros Villanueva Corre!!!